Para tejer una figura de color en una prenda tejida a mano, la mejor manera de hacerlo, es dibujar la figura en papel cuadriculado. Colorear suavemente la zona del dibujo, dejando en blanco el resto. Luego contaremos la cantidad de cuadraditos que ocupó el dibujo. 

Haremos una especie de plantilla o plano de nuestro diseño. Una vez que lo tengamos coloreado, recortamos en la hoja, un cuadrado, que tendrá en el centro nuestro dibujo. También podemos solamente dibujar el cuadrado alrededor de nuestro dibujo, sin recortarlo.

Tomaremos como unidad cada cuadrito. Haremos que cada cuadrito represente un punto en el trabajo de tejido. De esta manera  tejeremos con el color de la prenda tantos puntos como sea necesario hasta llegar al lugar en que colocaremos el dibujo, que puede ser una manzana, una flor, una hoja de trébol, un oso, lo que se quiera dibujar, y tejemos con el color correspondiente al dibujo, la cantidad de puntos que indique el recorte de papel cuadriculado, donde tenemos nuestro diseño.

Deberemos tener cuidado de seguir las hileras, en el orden correcto. Aconsejo numerar las hileras, para llevar un control mientras avanzamos. En las hileras de revés, tejemos los puntos tal cual se ven, tratando de que la hebra de color que va quedando detrás del trabajo, tenga cierta flojedad, para que no ajuste y frunza nuestro diseño.

Blog Design by Ivalopano

Work under CC License. BTemplates

Creative Commons License

Anuncios